Carta del hermano mayor con motivo de la procesión magna “Camino de la Gloria”

0

Queridos hermanos:

Una vez más me dirijo a vosotros para comentar que el día 30 de este mes de octubre Nuestro Padre Jesús del Rescate saldrá a la calle; tal y como dice el enunciado de la Magna, “Camino a la Gloria”.

Llegar a hoy no ha sido un camino fácil. Gestionar una Hermandad en tiempos de pandemia ha sido muy complicado, ya que el compromiso adquirido por parte de la misma se ha visto incrementado en muchos aspectos. La Hermandad ha duplicado las ayudas a los más necesitados: hemos brindado apoyo económico y social a la feligresía Palma-Palmilla, a las Adoratrices, a la casa de mujeres maltratadas, a los Trinitarios, a hermanos de la Hermandad, a personas mayores en exclusión social, así como a un sinfín de asociaciones y centros de acogidas que han solicitado abastecimiento de alimentos primarios para cubrir las necesidades básicas. También hemos ayudado a los fieles devotos y creyentes, encontrando su punto de apoyo en las puertas de una capilla que siempre han permanecido abiertas para dar amparo de fe y consuelo al necesitado.

Es por todo esto y mucho más por lo que me siento orgulloso de cada una de las personas de mi junta de gobierno, de todos los que han hecho posible que, en tiempos de pandemia, la ayuda al prójimo haya sido nuestro principal objetivo, haciendo de la pandemia un claro ejemplo de ser buen cofrade, de ser buen nazareno y de ser buen cristiano. Hemos sabido llevar un trono con maestría, de puntillas y siempre de frente.

Después de casi dos años, el día 30 de octubre llega de nuevo la ilusión, nuestra ilusión. Por fin recuperamos el culto externo, ese aliciente por el que trabajamos para rendir culto a nuestro Sagrado Titular, Nuestro Padre Jesús del Rescate, por las calles de Málaga. Volveremos a escuchar las bandas de música poniendo los sones a un trono que siente cada nota en el corazón, el olor a incienso, las aglomeraciones en cualquier esquina, la voz del capataz alentando a su gente, el toque de un martillo en la campana.

Volveremos a sentir esos nervios a flor de piel, a compartir el sentimiento que nos une y a ser de nuevo lo que siempre fuimos: NAZARENOS. Para nosotros, los hermanos del Rescate, es un día grande. Es un día en el que estoy seguro, daremos lo mejor de nosotros para que todo salga bien. Recordaremos a todos los hermanos que por diversas causas no podrán acompañarnos. Porque todos, estaremos unidos en un mismo compás. Y volveremos a rezar “Al compás de calle Agua”.

Que Jesús del Rescate y María Santísima de Gracia estén siempre a nuestro lado guiándonos y llenándonos de amor.

En la ciudad de Málaga en el año del Señor, octubre 2021.

Un abrazo en Cristo.

El Hermano Mayor,

Joaquín González Sánchez

Comentarios están cerrados.