Cristo que Vuelve

0

El pasado sábado 3 de octubre Nuestro Padre Jesús del Rescate fue repuesto al culto tras el proceso de restauración al que ha sido sometido a cargo de Enrique Gutiérrez Carrasquilla. Algo más de cuatro meses de ausencia en el que los hermanos y devotos anhelaban poder ver de nuevo al Cristo del Rescate en su Capilla de calle Agua junto a la Virgen de Gracia. Una espera que desde los últimos días de septiembre iba dando paso a la ilusión de todos los victorianos que restaban los días para el tan ansiado sábado 3 de octubre.

Desde la tarde del sábado 3 hasta el domingo 11 de octubre Jesús del Rescate permaneció expuesto al culto en la Basílica y Real Santuario de la Victoria. Días que dejaron para el recuerdo el notable transitar de devotos que se desplazaron hasta el templo victoriano para volver a rezar ante Él y conocer de cerca el resultado del proceso de restauración-conservación. A escasos metros de la Patrona de Málaga, Santa María de la Victoria, se preparó un sencillo y elegante altar en la capilla lateral donde habitualmente se venera la imagen del Sagrado Corazón. El excepcional retablo dorado realzó la belleza de la talla, ofreciendo, a su vez, una inusual imagen de Jesús del Rescate, que, para la ocasión, lució ataviado, sobre peana de carrete, con túnica de terciopelo burdeos lisa y escapulario bordado del mismo color. A ambos lados, varios candelabros con cera blanca y ánforas con originales y variadas piñas completaban un altar rematado en los extremos con banderolas burdeos con las expresiones latinas “Ego Sum” y “Lux Mundi” (“Yo soy la luz del mundo”). Asimismo, en la nave lateral se pudo contemplar una exposición gráfica en la que se recogía a través de 15 fotografías los momentos o hitos más destacados de la historia de la actual talla de Nuestro Padre Jesús del Rescate, realizada en 1954 por Antonio Castillo Lastrucci.

Una representación de la Junta de Gobierno y decenas de hermanos acudieron el mismo sábado 3 a la primera misa que se celebró en el Santuario de la Victoria tras el regreso de Jesús del Rescate. Tanto en los momentos previos como tras la misa, así como en los días posteriores numerosas cámaras apuntaban a Jesús del Rescate para inmortalizar estas jornadas que ya quedan para la historia de la Hermandad y la Málaga cofrade.

Tras una semana expuesto al culto en la Basílica y Real Santuario, el pasado domingo 11 de octubre se llevó a cabo el acto principal con la celebración de una solemne función religiosa oficiada por nuestro director espiritual, el padre Alejandro Escobar, en la que, una vez más, quedó reflejado la devoción que suscita Jesús del Rescate, completándose el aforo permitido en el templo. Tras la función religiosa, se homenajeó al Colegio de Enfermería de Málaga, hermano mayor honorario de nuestra Hermandad desde 1952, por la fundamental e incalculable labor de este colectivo sanitario durante la pandemia del COVID-19. Una nutrida representación de su directiva, encabezada por su presidente, José Miguel Carrasco, recibió de manos de nuestro hermano mayor una imagen enmarcada de María Santísima de Gracia en cuyo fajín se podía apreciar la Venera de Oro que el Consejo General de Enfermería de España concedió a nuestra Titular en 2007. Asimismo, se hizo entrega de un cuadro con las imágenes de ambos Titulares a Juan Antonio Astorga, presidente del Colegio de Enfermería de Málaga durante 22 años y siempre muy vinculado con nuestra Hermandad.

Tras ello, el restaurador hispalense Enrique Gutiérrez Carrasquilla pronunció una conferencia en la que desgranó las principales actuaciones llevadas a cabo sobre la talla de Jesús del Rescate, ahondando, entre otras cuestiones, en la limpieza y reposición de pigmentos de policromía, el ensamblado y refuerzo de uniones para una óptima fijación, la realización de un nuevo sistema de articulación en codos y muñecas para proporcionar una mejor funcionalidad de la extremidad, la reparación de grietas existentes y la sustitución de la peana por una de mayores dimensiones que garantice una mayor estabilidad de la imagen. A su finalización, se le entregó un cuadro con la imagen de Nuestro Padre Jesús del Rescate en reconocimiento a la excepcional intervención realizada sobre la talla y en recuerdo de este día.

Comentarios están cerrados.